fbpx

La Cantabria por Conocer: La Cantabria del Folclore

0

Cantabria es “romería de prao”, es fiesta y tradición y es folclore. Nos encontramos a unos días del 28 de julio. O lo que es lo mismo la conmemoración de la constitución de la provincia de Cantabria el 28 de julio de 1778 en la casa de juntas de Puente San Miguel (Bárcena la Puente/ Bárcena la Puenti). En un año normal el próximo martes las calles que rodean a la casa de juntas deberían estar llenas de pandereta, pitu y tambor, picayos y coros. Una estampa similar a la que se debería vivir en la mayoría de pueblos de la comunidad.

Y es que si preguntamos a los mayores del lugar las verbenas eran una pareja de piteros encima de un carro. Mención especial merecen los piteros de Anievas y Bosio y Martín que llenaron de música la practica totalidad de localidades de Cantabria. En la Villa de San Mateo (Valle de Buelna) por las fiestas patronales -semana del 21 de septiembre- se celebra el Burrumbiu, actuación en la que se juntan cinco parejas de piteros. Allí generan un momento único al sonar a la vez los diez instrumentos. “Este es el sonido de Cantabria” afirmó el pitero más veterano la primera vez que se hizo. La idea surgió de la SCD Rebujas en el homenaje a “Velasco” otro pitero y perteneciente a una gran familia de transmisión de cultura tradicional. Sin duda el pitu y el tambor son los instrumentos por excelencia de la comunidad.

E/Pandereta_Solita dormí

#EscuelaDeSanMateoEnCasa Taller de Pandereta Profesora: @Lorena Tiriniwaíniti Canción: “Solita dormí” JotaLa cultura de San Mateo sigue trabajando…. sigue sumando.Esto aun aún no ha acabado, volver a tener que repetir los aplausos de las 20:00 horas de los balcones, sería una pésima noticia.Respetemos las normas, por tod@s, pero sobre todo por quienes aplaudíamos en la cuarentena.Los sanitariosE/Pandereta#Cultura #Cantabria #Pandereta

Publicada por Scd Rebujas San Mateo en Jueves, 2 de julio de 2020

El instrumento que más se toca en Cantabria es posiblemente la pandereta. Con sus diversos toques es muy normal verle extendido por la mayoría de comarcas de la comunidad y que la gente mayor -mujeres en la mayoría de los casos- la sepan tocar mientras cantan canciones tradicionales. La última gran transmisora del conocimiento y cultura de la pandereta fue Lines Vejo, fallecida hace pocas semanas.

El Rabel es otro de los instrumentos “de toda la vida” y que ha estado a punto de desaparecer. Ahora con el cuidado y dedicación de las escuelas de folclore se encuentra en un momento de expansión. No obstante, la mayoría de las personas que saben tocarle son gente mayor, especial arraigo tiene en las zonas campurrianas. El rabel es el acompañamiento perfecto para la realización de coplas -tradición rural que tan solo sobrevive en algunos pueblos como Silió y la Villa de San Mateo-. Actualmente, y debido a su gran número de actuaciones, el rabelista más famoso es Miguel Cavadieco, quien se recorre casi todas las fiestas de la comunidad.

No hay pueblo ni fiesta en la que los picayos no bailen al santo. Es más, la mayoría de localidades conservan su agrupación de picayos, puesto que en la década de los 40,50 y 60 lo normal era que casi cada pueblo tuviera su agrupación. Los mozos y mozas de pueblo se juntan para hacer el baile en el que se venera al patrón o patrona. La peculiaridad es que en cada pueblo los movimientos de la danza son distintos, es decir no hay un patrón común ni en cuanto a pasos ni en cuanto a números de danzantes.

Resulta imposible resumir en un solo articulo todas las tradiciones musicales que mantienen Cantabria. En otro artículo recopilaremos información sobre gaitas, coros…

Ahora que nos encontramos a unas horas del 28 de julio es buen momento para recordar la importancia y necesidad de hacer llegar la cultura de Cantabria a los escolares mediante el curriculum educativo. Sin ese paso más tarde o temprano la cultura de la comunidad se encuentra abocada a la desaparición. También sería conveniente regularizar las enseñanzas de las escuelas de folclore y enseñar con unas nociones básicas a los profesores la forma de transmitirlas.

Debemos cuidar nuestra cultura, porque si somos lo que somos es gracias a ella. Una sociedad que cuida sus raíces es una sociedad mejor.

Share.

Leave A Reply