fbpx

Entrevistamos a Alejandro Pérez, de la ACPT por las jornadas culturales

La Asamblea Ciudadana Por Torrelavega comienza mañana viernes las 3º Jornadas La Cultura Base del Pensamiento Crítico con la actuación de Hendrik Röver. Un evento que ha tenido que reinventarse para adaptarse a las nuevas circunstancias, pero que quiere servir como impulso para la cultura base y local. 

Aún se puede adquirir de manera online entradas, por un precio de 4€.

Uno de los organizadores es el concejal de la ACPT, Alejandro Pérez, quién ha concedido una entrevista a Estudiario.es

Pregunta: Con todas las circunstancias que estamos viviendo ¿cómo surge mantener las jornadas?

Respuesta: Nosotros en enero habíamos aprobado en asamblea organizar las 3º jornadas y ya habíamos avanzado trabajo para organizar el evento a finales de mayo. Con el COVID-19 se vino todo abajo. En el momento de la desescalada y viendo como estaba la situación, y especialmente lo tocado que estaba el sector cultural pensamos que con más motivo teníamos que salvar la edición.

Nosotros entendimos que teníamos que continuar con el compromiso de mantener la cultura como línea estratégica y en la cultura de base, sobre todo.

Obviamente mantener el evento supone unas dificultades, porque hay que cambiar la mentalidad de organizadores, músicos y público. Creemos que se pueden hacer eventos, aunque de otra manera.

En Torrelavega hay mucha iniciativa para aceptar la responsabilidad que supone organizar ahora cosas, así que entendimos que este año más que nunca debíamos mantener las jornadas.

P: ¿Cómo ha sido el cambio de formato?

R: Tenemos una gran ventaja que es disponer del Centro Social Ítaca, porque en un espacio cerrado es muy fácil controlar el aforo y además dispone de unos medios técnicos que nos facilitan bastante desarrollar el evento.

Hemos tenido que romper un poco con la filosofía de una sola jornada en La Llama con eventos para multitudes y muchas actividades. Ahora tenemos casi un mes de pequeños eventos separados en días. Lógicamente esto supone romper la rutina.

Por supuesto, tenemos el aforo totalmente garantizado, no hay riesgo de que se supere y hemos adoptado todas las medidas de higiene pertinentes.

Una de las jornadas organizadas en La Llama

P: ¿Qué protocolo hay establecido?

R: Hemos desarrollado un protocolo con medidas para el público y otro con medidas para voluntarios y músicos.

Para el público es obligatorio el uso de mascarillas hasta que toda la gente esté en su sitio, porque entonces si podemos garantizar la distancia social. Las sillas mantienen la

Uso de mascarillas, distancia de seguridad, toma de temperatura. Entrada online, control de temperatura (37,5 devolvemos la pasta), mascarillas hasta que la gente esté en su sitio. Uso de gel y luego hasta que no esté la taquilla cerrada no se puede volver.

P: Lo que se ve claro es que hay más variedad de géneros

R: Al final el formato de jornada que hacíamos en La Llama solían ser 4 conciertos, con una banda puntera más tres locales y muchas actividades de día. Este año hay 14 conciertos. Nos propusimos tener pop, rock, rap, folk…. Ha quedado muy variado porque hemos pasado de 4 actuaciones a 14

P: ¿Ahora es más necesaria que nunca la apuesta por la cultura local?

La cultura es de los sectores más tocados, desde la administración se apoya, pero bajo las mismas formulas ultraprofesionalizadas de siempre y a los entornos artísticos muy profesionalizados y con fórmulas importadas.

La cultura base y local se queda olvidada, sin espacios.

Estamos hablando de gente que solía tener una agenda constante, es una cultura muy accesible y cercana y que se movía en el ámbito de la cultura de asociaciones de música base pero que ahora no tienen espacios para mostrarse.

Por ejemplo, solían actuar en pequeñas salas o bares, pero estos no programan porque ya no les sale rentable por el aforo reducido.

P: ¿Pero los ayuntamientos están a la altura?

R: En absoluto. Desde la ACPT el 15 de mayo hicimos una propuesta de fiesta al Ayuntamiento de Torrelavega con varios ejes:

Uno era un refuerzo de cultura local. Con instalaciones paralelas distribuidas por la ciudad en las que hubiese actividades simultaneas de pequeños formatos

Otro era la instalación de varios recintos de ferias pequeños. Así es mucho más fácil controlar el aforo.

Y el último era un refuerzo de los pasacalles, de lo que ahora se conoce como actividad vertical porque entendemos dinamizarían mucho las fiestas.

Hemos tenido reuniones con la concejala y el alcalde. Todo les ha parecido muy bien, pero estamos a 9 de julio y que sepamos no se ha movido nada.

La sensación es que “si, si, si” pero todo dando largas para que venga un promotor privado y monte lo que ha montado en la ciudad.

Se crean unas formulas inaccesibles para una parte de la población con entradas a 30 y 40 euros para ver formatos culturales de importación sin arraigo ni calado. Sin mucha calidad en muchas ocasiones.

Al final flaco favor se hace al ámbito cultural con ese perfil, pero la administración, en este caso en Torrelavega por pasividad y dejadez la sensación es que van a esos formatos importados e inaccesibles.

P: La Voragine de Santander se quejaba en plena pandemia que las asociaciones son una vez más las grandes olvidadas.

R Sí. Y esto se puede hacer extensivo a todo el asociacionismo y a la organización popular.

Se ha demostrado que dichas asociaciones y organizaciones pueden dar respuestas más potentes que la administración, los ejemplos durante el confinamiento son múltiples. Y desde la administración no son capaces de responder a las problemáticas de las asociaciones culturales y organizaciones populares.

Leave A Reply

info@estudiario.es Copyright ® 2019- Estudiario.es - Todos los derechos reservados.